Oslo, 31 de agosto

Si alguien quiere destruirse, la sociedad debería permitírselo

Oslo 31 de agosto es una película sobre Anders, un joven de 34 años que está saliendo de una clínica de desintoxicación e intenta volver adaptarse a una vida normal. Aprovechando una entrevista de trabajo en Oslo, se se va reencontrando con  amigos y van surgiendo los miedos que tiene a la hora de enfrentarse de nuevo a la sociedad.

Oslo, 31 de agosto

Los diálogos son una reflexión constante sobre el sentido de la vida y el ser feliz. Son fluidos con preguntas sin respuesta que todos nos hacemos. ¿De verdad la vida es esto?, ¿trabajo, casa, mujer, marido, hijos, es la felicidad?, ¿o lo es estar soltero, cuidarse y salir de fiesta?. ¿Realmente somos felices con lo que hacemos?

Observando los personajes, la película no tiene miedo a reflejar lo aburrida y absurda que puede llegar a ser la vida si lo analizas con detenimiento. Cuando has tomado la decisión de no formar parte de este mundo, la sociedad debería permitírtelo. Porque vivir pa na, es tontería.

Recomendado para:

Arroz con cayena y huevo frito.
Echar un vistazo a nuestro alrededor e intentar se feliz a nuestra manera.

Cine europeo:

Director: Joachim Trier.
Nacionalidad: Noruega.
Año: 2011.
Reparto: Anders Danielsen LieHans Olav Brenner, Ingrid Olava, Oystein Roger, Tone Beate.

Mi voto: 10,00 (Parece exagerado pero es necesario)

Deja un comentario